Sierra de Cardeña y Montoro

Sierra de Cardeña y Montoro
Leer más Leer menos

Cuando desde el Valle del Guadalquivir el viajero se enfrenta a las tierras de la Sierra de Cardeña y Montoro se topa con un empinado escalón que, una vez superado, alarga el horizonte por la dehesa pedrocheña en un alarde de calma y serenidad.

Este espacio natural, situado en el vértice noreste de la provincia de Córdoba, paso obligado entre el Valle del Guadalquivir y Castilla, era hasta hace poco más de un siglo una continua masa forestal salpicada de ventas y posadas. Durante el siglo XIX, para ganar tierras de cultivo, se rozó el monte transformándolo en una joven dehesa, prolongación de la vecina de Los Pedroches, donde campean el cerdo ibérico y vacas de raza autóctona (retinta y avileña).

Mientras que en la dehesa predominan grandes bolos de formas alargadas o “lomos de ballena”, como los presentes en las aldeas de Azuel y Venta del Charco, en los extremos de la dehesa los ríos Yeguas y Arenoso han creado un reborde montañoso, abrupto, donde sus aguas se encajan creando paisajes espectaculares.

En general, la vegetación que domina está compuesta por un bosque mixto de encina, alcornoque y, cuando la humedad es mayor, aparecen el quejigo y un singular roble melojo. En los rebordes de la dehesa central, al hacerse más complejo el relieve, solana y umbría condicionan la vegetación presente: coscoja, jarales y acebuches dejan lugar en umbría a madroños, brezos durillos y cornicabra. Ciervos y gamos pastan aquí bajo la atenta mirada de un buen elenco de rapaces -águila imperial ibérica y real, buitre negro y leonado-, y cigüeña, tanto común como negra. En el monte más cerrado, junto al jabalí aparecen otras especies de interés como lince, tejón, zorro meloncillo, gineta y búho real. Por el sur aparece un olivar histórico, hoy ecológico, que cobija oveja segureña trashumante y da paso, según ascendemos, a un bosque de pino piñonero y resinero que coloniza el tránsito definitivo a la dehesa, lugar con amplia presencia de rabilargos, urracas y críalos. En los dos principales ríos del parque natural hay una interesante población de nutria, que comparte hábitat con mirlo acuático, martín pescador y galápago leproso. Capítulo de interés es la presencia de hongos y setas, pues junto al níscalo aparecen otras variedades como pie azul, gallipierno y turma de tierra; aunque el verdadero protagonista micológico del parque natural es el faisán de jara.
Espacios Naturales
Parque Natural
es
Leer más

Puntos de interés

Coordenadas no disponibles
Sierra de Cardeña y Montoro
Información de contacto
Copiado en el portapapeles
Redes sociales

Servicios e infraestructuras

  • Guía Intérprete
  • Mirador
  • Oficina de turismo
  • Rutas 4x4

Público objetivo

Parejas, Jóvenes, Amigos, Viajo Solo, Familiar, Mayores, Lgbti

Segmentos

Ocio y Diversión, Cultura, Turismo Activo - Deportes, Naturaleza, EnoGastronomía

Tipo de actividad

Vuelo en globo, Multiaventura, Orientación, Vehículos Todoterreno, Actividades ecuestres, Piragüismo, Escalada, Senderismo, Cicloturismo

Marcas de calidad

ISO 14001:2004, Carta Europea del Turismo Sostenible

Unidades medioambientales

Sierra Morena Continental

Fecha de declaración

28 / 07 / 1989

Area (m2)

38449