Sierra de Grazalema

Sierra de Grazalema
Leer más Leer menos

La Sierra de Grazalema se eleva inexpugnable frente a las aguas del Mediterráneo, a modo de gigantesca muralla salpicada de pequeños pueblos blancos. Es por ello que recibe con agradecimiento las generosas borrascas que llegan desde el Atlántico, temporales que hacen de este macizo el lugar más lluvioso de toda la Península Ibérica.

Situadas en la zona más occidental de los macizos béticos, a medio camino entre las provincias de Cádiz y Málaga, estas sierras han sido talladas al antojo de las lluvias dando lugar a una de las sierras más abruptas de la geografía andaluza. De tal modo, da cobijo a una de las cavidades más extensas de Andalucía, el sistema Hundidero-Gato, con casi 8 kilómetros de galerías y más de 200 metros de desnivel. Pero alberga también otros hitos topográficos de interés, como la Sierra del Endrinal, un karst elevado que presenta vistosos lapiaces activos que alternan con anchos llanos, y espectaculares dolinas y poljés, como los presentes en Líbar y los de los Llanos del Republicano. De la misma manera, también acoge sierras con magníficas panorámicas, como las del Caíllo y Ubrique, que dan lugar a asombrosos escarpes, profundos desfiladeros -Salto del Cabrero y El Saltadero- e imponentes cañones de paredes verticales que llegan a alcanzar los 400 metros de profundidad -Garganta Seca y Garganta Verde-.

Fauna y flora

Dominan los bosques de encina y una cohorte de lentiscos, majuelos y aulagas, dejando lugar en la umbría a quejigos de excelente porte. En los suelos de arenisca, la encina da paso al alcornoque y a un sotobosque formado por diversas especies de brezos y jaras, así como arrayanes y helechos. Pero el protagonista botánico de estas sierras lo tiene el pinsapo, un abeto aferrado a eras pasadas solo presente en las cotas más altas de las sierras de Cádiz, Málaga y el Rif Marroquí. Se localizan bosquetes dispersos por la Sierra del Pinar, las sierras de Zafalgar, Endrinal y Margarita. También destaca su variedad florística, pues no en vano podemos contabilizar más de 1.300 especies, de ellas casi medio centenar endemismos ibéricos y siete de ellas exclusivas de este espacio natural, como es el caso de la amapola de Grazalema o el geranio llamado relojillo de recoder. En lo que respecta a la fauna, los mamíferos son numerosos, como ponen de manifiesto cabra montés, nutria, meloncillo, garduña, gineta o tejones. Pero la especie representativa viene condicionado por el gran número de grutas existentes, que dan cobijo a singulares colonias de murciélago: herradura y cueva. La profusión de roquedos favorece también la existencia de numerosas comunidades de aves rupícolas, como buitre leonado, alimoche o águila-azor perdicera.
Áreas Naturales
Parque Natural
es
Leer más

Puntos de interés

Coordenadas no disponibles

Servicios e infraestructuras

  • Aula de Naturaleza
  • Guía Intérprete
  • Jardín botánico
  • Mirador
  • Oficina de turismo
  • Rutas 4x4
Público objetivo
Familiar, Amigos, Mayores, Lgbti, Jóvenes, Parejas, Viajo Solo
Segmentos
Ocio y Diversión, Cultura, Naturaleza, Gastronomía, Deportes
Marcas de calidad
Reserva de la Biosfera, Carta Europea del Turismo Sostenible, ISO 14001:2004
Unidades medioambientales
Media Montaña Bética
Fecha de declaración
13 / 02 / 1985
Area (m2)
53411